4 criterios principales para el uso de gafas inteligentes

Hoy en día las gafas inteligentes no son noticia nueva para la industria ya que ya son utilizadas en muchos sectores.  Las gafas inteligentes y el soporte a través de realidad aumentada son una solución para muchos casos de uso, por ejemplo, para capacitaciones, para el trabajo en almacenes, para procesos de ensamblaje, en producción, para el mantenimiento de maquinaria o bien, en servicio al cliente.

Cada vez más compañías descubren las ventajas de usar esta nueva tecnología y consideran implementarla. Los criterios a considerar para elegir el modelo adecuado de gafas inteligentes pueden causar confusión frecuentemente. Friederike Truthe, directora de Marketing en Ubimax, nos da algunas recomendaciones dentro de cuatro aspectos importantes que son relevantes para la elección:

1. La situación laboral en que las gafas inteligentes serán utilizadas

Uno de los factores más importantes para elegir gafas inteligentes es la situación laboral del trabajador que requiere dicho soporte. Las empresas deben de considerar los siguientes aspectos:

  • Las condiciones de luz pueden afectar en el alcance y la calidad de video y de escaneo de las funciones de realidad aumentada.
  • El ruido puede ser también un factor crítico para las funciones de control de voz y de voz a texto.
  • El polvo, la suciedad, y la humedad son factores que deben de ser considerados ya que existen diferentes clasificaciones de seguridad de las gafas inteligentes para en estos factores (p.ej. IP66 / IP67)
  • La temperatura del  ambiente (ej. en un almacén frío o una producción de acero) demanda un rango de temperatura por parte de las gafas inteligentes
  • Riesgo de explosión (ej. en tienda de pinturas o de producción de gas) en este caso se requieren unas gafas inteligentes con certificación ATX
  • Patrones de movimiento de los trabajadores (ej. recolección de repisas bajas). No deberían de estar limitados por las gafas inteligentes

 

2. Características de las gafas inteligentes

Las características de las gafas inteligentes se diferencian en propiedades técnicas. Las empresas necesitan reconocer que requerimientos están buscando y lo que es importante para el trabajo diario de los empleados. Las siguientes preguntas pueden ayudar a identificar las características necesarias:

  • ¿Qué tan robustas deben de ser las gafas?
  • ¿Qué tan pesadas son las gafas inteligentes?, ¿Se pueden usar un turno completo?
  • ¿La visibilidad del usuario podría estar restringida  al usar las gafas? ¿Son aptas para ciertas situaciones peligrosas?
  • ¿Qué tan buena es la resolución de la cámara?
  • ¿Qué tan buena es la calidad del micrófono para el reconocimiento de voz?
  • ¿Qué tan buena es la conexión Wi-Fi?
  • ¿Qué tan buena es la capacidad de la batería y qué opciones para cargarla son accesibles? (batería recargable o reemplazables).
  • ¿Qué sistema de operación es usado?

 

3. Servicios de soporte

Junto con las características técnicas, las herramientas de soporte asistido son un factor clave para tomar la decisión de qué tipo de gafas inteligentes son adecuadas para el despliegue. Esto concierne, por ejemplo, el manejo del hardware y el soporte técnico (p.ej. servicio global de 24 horas para hardware). Las compañías deben de elegir modelos adecuados.

 

4. Elegir sistemas de solución comprensibles – no sistemas independientes

La mayoría de las veces,  las gafas inteligentes solamente vienen con un software básico por parte de los manufactureros. Ya que la función del software es esencial, es lo que termina por influenciar la elección de las gafas. Después de todo, cada par de gafas inteligentes es igual de bueno que el software local que da el mejor soporte al caso de uso. Es importante siempre elegir un sistema holístico y no sólo un solo tipo de gafas inteligentes.